1917: una crisis para aprender en 2020

Emilio Sáenz-Francés analiza las similitudes de la España de hoy con la de hace 100 años

COMILLAS - CIHS  | 

Emilio Sánez-Frances hace un repaso histórico de la situación en España en 1917 y la compara con el momento actual


Para entender qué ocurre en estos tiempos de incertidumbre y saber qué opciones hay, nada mejor que echar la vista atrás y aprender de la Historia. Eso es lo que ha pretendido Emilio Sáenz-Francés en un reciente artículo para la revista Cambio 16. En él, el historiador y director del Departamento de Relaciones Internacionales de la Facultad de ciencias Humanas y Sociales, habla de cómo ha cambiado el país desde aquellos tiempos hasta hoy y de las similitudes que se pueden encontrar.

“Todo ha cambiado, pero también hay paralelismos inquietantes”, escribe Sáenz-Francés. En 1918 España vivía una importante crisis en los últimos coletazos de la Restauración, que “pudo haber sido el cimiento de una España sólidamente democrática”; aparecieron los nacionalismos periféricos; el desempleo, la inflación y la crisis de suministros... Y el ejército despertó devolviéndole a la vida española, lo cual “polarizó la actividad de los partidos”. “Al menos en esto, parece que hemos aprendido: las Fuerzas Armadas son hoy en día un modelo de eficiencia y compromiso al que podemos mirar con orgullo”, escribe Sáenz-Francés.

Además, huelgas, descomposición del régimen parlamentario, el papel de Alfonso XIII –objeto de disputas entre partidos–… Todo se movía “entre la desconfianza de los que pedían cambios radicales, muy dispuestos a conseguirlos más allá de la ley, y los egoísmos palpables de líderes políticos de talento, que no veían más allá de sus propios intereses a corto plazo”.

Y todo ello “con la mortalidad lacerante de una pandemia”, la de la gripe mal llamada española. "En tres oleadas, la epidemia se cobraría la vida de cerca de un cuarto de millón de españoles. La única gran reducción de la población española en el siglo XX, junto con la Guerra Civil”, explica Sáenz-Francés.

Sáenz Francés compara la situación actual de bloqueo político con el de 1917, con un Parlamento polarizado y difícilmente gobernable, con egos políticos como los de entonces, y con una reducción de la calidad parlamentaria. Todo ello “quiebra el prestigio de las instituciones representativas y la identificación de los ciudadanos con ellas”. Con todo, el profesor aboga por una solución similar a la que se ensayó sin éxito en España en 1918: un gran gobierno de unidad nacional.

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. To find out more about the cookies we use and how to delete them, see our privacy policy.

  I accept cookies from this site.
EU Cookie Directive plugin by www.channeldigital.co.uk