91 542 28 00 Contactar arrow 02

  • LinkedIn
  • Twitter
  • Facebook
  • YouTube

ico intranet 

InfanciaExclusion hComillas acogió la jornada "Exclusión social de la infancia. Hacia un sistema de información sobre la infancia en exclusión", organizada por la Cátedra Santander de Derecho y Menores y la Unicef, con el patrocinio de BBVA, Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, y Santander. En ella se presentó un informe elaborado por un equipo multidisciplinar de investigadores de la universidad, en el que se analizan los factores de la exclusión social de los niños en nuestro país. La investigación, encargada por la Unicef a la cátedra, ha servido para diseñar un sistema de información y alerta rápida sobre exclusión infantil.

Los investigadores Isabel Lázaro González, Jorge Uroz Olivares, Antonio Rúa Vieites, Angustias Roldán Franco, Carmen Meneses Falcón, Catalina Perazzo Aragoneses y Amaia Halty Barrutieta presentaron los principales resultados de su estudio Análisis de los factores de exclusión social: Propuesta de un sistema de información sobre la infancia en exclusión, realizado entre 2012 y 2013. Como explicó Lázaro, coordinadora de la investigación, el objetivo era diseñar un sistema de información que permitiera a las administraciones públicas y a la sociedad en general contar con información útil sobre los niños en situación de vulnerabilidad. "No podemos luchar contra la exclusión sin una fotografía de cada momento", afirmó. Para ello, la investigación profundiza sobre el concepto de exclusión social, especialmente aplicado a la infancia; identifica los colectivos infantiles de especial vulnerabilidad y ofrece una metodología que permite valorar el problema para proponer intervenciones que impidan su exclusión social.

Con los resultados obtenidos, el equipo ha propuesto el Sistema de Información Temprana sobre la Infancia en Exclusión (SITIE), que además se ha probado en varios municipios de tres comunidades autónomas (Andalucía, Madrid y País Vasco). Carmen Meneses, que presentó los objetivos y características del sistema, expuso las dificultades que el equipo ha encontrado para conseguir datos desagregados, sostenibles en el tiempo, comparables entre municipios y regiones, veraces y de calidad. Para que esta información, cuantitativa y cualitativa, llegue al sistema es necesaria una coordinación que la articule y la ponga en marcha, advirtió, y propuso a la Unicef, que realice este papel.

En la sesión introductoria de la jornada, cada uno de los investigadores mostró someramente los factores de exclusión de los distintos ámbitos, que luego se desarrollarían en mesas redondas con expertos e informantes clave. Jorge Uroz abordó los del ámbito socioeconómico, Amaia Halty, los del educativo; Catalina Perazzo, los del sociofamiliar, y Angustias Roldán, los del sanitario. Además, Antonio Rúa hizo diversas observaciones técnicas sobre los datos y reconoció que hubiese sido deseable encontrar más información, especialmente a escala local, y más estandarizada y desagregada, para poder comparar, dibujar mapas e intervenir allí donde es necesario. Desde la experiencia del equipo de investigación sobre el terreno, cuyo objetivo era dar un ejemplo metodológico de la potencialidad del sistema de información, propuso que la información sobre la infancia sea más armonizada y estandarizada, con métodos compartidos y unidades territoriales más pequeñas y pidió a la Unicef que actúe de catalizador e "interpelador" para obtener una red de información más adecuada.

InfanciaExclusionEn la apertura de la jornada habían participado Salomé Adroher Biosca, Directora General de Servicios a la Familia y la Infancia; Javier Martos Mota, Director Ejecutivo de la Unicef; Teresa Madrigal Valera, responsable de Responsabilidad Social Corporativa del BBVA; Carmen Caballero, Directora de Convenios de Santander Universidades, y Clara Martínez, Directora de la cátedra.

"Todas las iniciativas para erradicar la pobreza y la exclusión, sobre todo de los niños, nos importan, especialmente cuando se hacen desde el rigor y la constancia como lo hacen las instituciones que hoy nos reúnen", dijo Salomé Adroher, que destacó la importancia de contar con datos sobre los que construir las políticas de infancia a partir de un análisis de la realidad.

Para el Director Ejecutivo de la Unicef, los problemas de exclusión vienen de antes de la actual crisis, y nunca ha habido el consenso social y político necesario para resolverlos: "Los mecanismos, la información y las medidas ya existen, necesitamos el compromiso de la sociedad en su conjunto".

Teresa Madrigal, que consideró la jornada como un punto de partida para definir una estrategia de lucha contra la pobreza y la exclusión social, habló de la oportunidad y necesidad de estudios exhaustivos como base para el trabajo de organizaciones e instituciones y el desarrollo de planes de políticas. Por su parte, Carmen Caballero se refirió a la relevancia del problema de la exclusión social de la infancia, "un tema ante el que todas las instituciones tenemos que estar sensibilizadas".

"Nosotros somos universidad y actuamos como tal, pero no somos neutrales: queremos mejorar los derechos de la infancia y no hacerlo solos", apuntó la Directora de la cátedra, que felicitó al equipo de investigación. Clara Martínez agradeció también el apoyo de los patrocinadores de la cátedra y de la investigación y señaló que el trabajo es más eficaz y más efectivo cuando se concibe como un objetivo compartido.



Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información acerca de la configuración y el uso de cookies visite nuestra Política de Cookies.