91 542 28 00 Contactar arrow 02

  • LinkedIn
  • Twitter
  • Facebook
  • YouTube

ico intranet 

Una llamada a la acogida y la cultura de la solidaridad con las personas migrantes y refugiadas

hospitalidadEl conjunto de las obras sociales jesuitas en España ha lanzado la campaña Hospitalidad, una llamada a la acogida y a la promoción de una cultura de la solidaridad y la inclusión con las personas migrantes y refugiadas que están llegando a nuestras fronteras. La campaña tiene una mirada integral que abarca cuatro ámbitos de acción (acogida, cooperación, sensibilización e incidencia), y promueve la acogida tanto de las personas que ya están aquí  como de aquellas que están en países en tránsito, e invita a no olvidar a las que no pudieron escapar de los conflictos.

El próximo 17 de enero se celebra la Jornada Mundial del Emigrante y del Refugiado. Con motivo de este día, las obras sociales jesuitas en España han lanzado esta campaña, que tiene una mirada integral que abarca 4 ámbitos de acción: acogida, cooperación, sensibilización e incidencia.

Alberto Ares SJ, Delegado del Sector Social de los jesuitas en España e investigador del Instituto Universitario de Estudios sobre las Migraciones (IUEM), explica que la crisis de refugiados que vive el mundo hoy es la mayor desde la Segunda Guerra Mundial. Las cifras son escandalosas: hay más de 60 millones de personas refugiadas y desplazadas. La gran mayoría permanecen en países cercanos al suyo, pero la necesidad de buscar lugares seguros y con esperanza de futuro les empuja a cruzar fronteras y llegar, por ejemplo, a Europa.

El Mediterráneo se ha convertido en la frontera más desigual y mortífera del mundo. Los 3.771 muertos intentando llegar a Europa por mar en 2015 suponen un escándalo ético. Son personas a las que, tanto por el Derecho Internacional como por humanidad es necesario proteger. El cumplimiento de este derecho pesa sobre los gobiernos, pero la ciudadanía tiene también su cuota de responsabilidad.

Alberto Ares SJ, recuerda que el Papa Francisco denunciaba hace un año la necesidad de afrontar la “globalización de la indiferencia”, la actitud egoísta e indiferente ante el sufrimiento de los demás y que ha alcanzado una dimensión mundial. Por eso la Compañía de Jesús ha querido actuar ante esta realidad y dar una respuesta a esta situación lanzando la campaña Hospitalidad.

Misión

Desde su fundación, la Compañía de Jesús puso entre sus prioridades la atención a los más necesitados. San Ignacio fundó en Roma instituciones de acogida de prostitutas y personas sin hogar. Ya en el siglo XX el padre Arrupe fundó en 1980 el Servicio Jesuita a Refugiados, conmovido por los refugiados vietnamitas que huían de la guerra de su país en barcazas miserables. En 2008 la Congregación General 35 reafirmó que la atención a las necesidades de los migrantes y refugiados debería continuar siendo una preferencia apostólica de la Compañía de Jesús.

Comillas se integra en las iniciativas de la compañía en materia de inmigración, asilo y refugio, a través de la actividad del IUEM, como centro especializado en la investigación y la docencia. Además, interpelados por la emergencia de las personas refugiadas, a lo largo de este curso se han puesto en marcha varias iniciativas desde el ámbito universitario, todas recogidas en el blog Acogida



Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información acerca de la configuración y el uso de cookies visite nuestra Política de Cookies.