91 542 28 00 Contactar arrow 02

  • LinkedIn
  • Twitter
  • Facebook
  • YouTube

ico intranet 

Mario Nalpatian, del Consejo Nacional Armenio, participa en Comillas en una charla sobre el centenario de la masacre turca de cristianos armenios

Genocidio-en-ArmeniaokEste año se cumple el centenario del genocidio del Imperio Turco Otomano (actual Turquía) sobre el pueblo armenio, cristianos que integraban el territorio turco. Un suceso que, cien años después, sigue afectando a la realidad de los millones de armenios diseminados por todo el mundo, como denunció Mario Nalpatian, argentino, descendiente de los supervivientes de las matanzas de abril de 1915 y miembro del Consejo Nacional Armenio, que estuvo acompañado por Avet Adonts, embajador de Armenia en España.

Nalpatian, que participó en el acto organizado por el Departamento de Relaciones Internacionales de la Facultad de Ciencias Humanas y Sociales de Comillas, dijo que el exterminio del pueblo armenio (casi dos millones de asesinatos) deber servir para tomar conciencia de que la exterminación por ser diferente “es una lacra que no se ha superado”. Por eso denunció la falta de medios de la comunidad internacional para evitar genocidios, y enumeró los llevados a cabo desde el nazismo hasta el de Ruanda hace diez años. “No hay instrumentos legales efectivos ni políticas de prevención para que pueblos no sean sometidos a situaciones de intolerancia y masacres premeditadas”, espetó.

Para que haya genocidio debe haber un plan, normalmente urdido por el Estado, y un objetivo. Ambos, sumandos, se dieron hace un siglo en Armenia. “Los genocidios pueden ser prevenidos, porque la aniquilación de un pueblo no es una medida que se tome un día y se ejecute al siguiente”, explicó Nalpatian.

Además, tras hacer un repaso histórico de los orígenes de la masacre, que acabó también con una cultura milenaria, Nalpatian reivindicó la necesidad de que Turquía y la comunidad internacional reconozcan el genocidio de su pueblo, algo que resulta complicado por el entramado de relaciones internacionales de Turquía con el resto del mundo. "Obama dijo durante su campaña hace ocho años que reconocería el genocidio armenio y aún no lo ha hecho", dijo Nalpatian, "pero sus políticas en la zona pasan por tener buenas relaciones con Turquía e Israel".



Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información acerca de la configuración y el uso de cookies visite nuestra Política de Cookies.