91 542 28 00 Contactar arrow 02

  • LinkedIn
  • Twitter
  • Facebook
  • YouTube

ico intranet 

En esta resolución se discute si es posible la inscripción de una escritura que documenta el acuerdo de reducción de capital social de una SL con la finalidad de restablecer el equilibrio entre el mismo y el patrimonio contable disminuido, como consecuencia de pérdidas, habida cuenta de la incorporación en el balance de una partida de pasivo de signo positivo bajo la denominación “Subvenciones, donaciones y legados recibidos”.

La DGRN es tajante al determinar la imposibilidad de reducir el capital por pérdidas cuando del pasivo resulte una partida de signo positivo que minore el importe de capital que se pretende reducir. La reducción contable del capital social para compensar pérdidas aparece rodeada de una serie de garantías básicas para evitar que se lesione el interés de socios y acreedores, a saber las siguientes: (i) el art. 322 LSC impone que la sociedad carezca de cualquiera clase de reservas voluntarias (o la cuantía que señala de reservas legales en el caso de SA); y (ii) el art. 323.1 LSC impone que el acuerdo tome como base un balance actualizado, verificado por auditor y aprobado por la junta general.

Se pone de manifiesto además cómo la introducción del nuevo modelo contable, acomodado a los criterios y directrices europeos por la Ley 16/2007, de 4 de julio, de reforma y adaptación de la legislación mercantil en materia contable, ha dado lugar al predominio de los criterios contables sobre las exigencias del régimen jurídico de las sociedades de capital. Esto ha creado una discrepancia entre las nociones de pasivo y patrimonio neto, que el último párrafo del art. 36.1 C.Com trata de salvar. Sin embargo, el acoplamiento de las categorías contables y societarias que éste prevé se produce únicamente en relación con los supuestos de reducción obligatoria del capital social. En lo concerniente a la operación concreta de reducción de capital por pérdidas en SL, el art. 322.1 LSC no incluye mención alguna dirigida al ajuste entre nociones contables y societarias.

No obstante, pese a la ausencia de un concepto legal de las reservas tanto en la legislación societaria como en la contable, el PGC dispensa un tratamiento claramente dispar a éstas con respecto a las “subvenciones, donaciones y legados recibidos”, que en vez de figurar en la partida de “fondos propios”, se consignan en una agrupación propia e independiente, dado su carácter de interinidad. Así las cosas, concluye el Centro Directivo que no cabe equiparar la partida de “subvenciones, donaciones y legados” con una correspondiente a reservas a efectos de impedir la reducción de capital por pérdidas.

Para acceder al documento:

http://www.boe.es/boe/dias/2015/02/11/pdfs/BOE-A-2015-1331.pdf

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información acerca de la configuración y el uso de cookies visite nuestra Política de Cookies.